Estimado Steve, no me conoces, pero yo si a ti. Creo que todo el planeta sabe quien eres. Siempre he pensado que lo importante no es conocer a las personas, si no tener claro lo que significan en la vida de cada uno. Tu, Steve, has sido un mentor, una inspiración, un ejemplo a seguir.

La primera vez que supe de ti, fue cuando tenía unos 13 años. Mi padre nunca me compró la moto que le pedí, a cambio me compró algo muy raro llamado “ordenador personal”… que para colmo no era compatible con el resto de ordenadores, ya que su símbolo con una manzana mordida multicolor, lo identificaba como Apple Machintosh, Un sistema revolucionario, que no solo hacía mas fácil el entendimiento y manejo del software, si no que multiplicaba las posibilidades creativas de la persona que lo utilizase.

Por aquel entonces no había internet. Estábamos desconectados, pero las bibliotecas, eran un google gigante, donde buscar la información, no solo era cuestión de días, si no, que significaba toda una aventura encontrar lo que buscabas. Nunca se me dio bien estudiar, sencillamente no me interesaban esos “datos”. Lo que me apasionaba desde niño eran las historias, y eso es lo que busque en la biblioteca, tu historia.

Resulta que fuiste un rebelde con causa. Desde niño destacaste en la escuela por tu inteligencia, liderazgo y desarraigo. Quizás averiguar que fuiste adoptado, te marcó demasiado. Empezaste a programar en atari videojuegos, esos con lo que yo perdía la noción del tiempo. Conociste a tu amigo Woz y sencillamente no os quejasteis contra el sistema, no os pusisteis a perder el tiempo borrachos.. lo que hicisteis, fue poneros manos a la obra en el garaje de tus padres: creasteis el primer Apple 1. Un rudo ordenador (ordenador en os 70 es como decir hoy nave espacial) de carcasa de madera, que era capaz de procesar y computar casi cualquier necesidad domestica. Ahí empezó vuestra leyenda. Esta me atrapó, y hasta hoy siempre he querido saber mas de ti.

Años mas tarde, yo vivía en Boston. Allí comprendí que la conexión internet, no solo sería importante para el trabajo, si no que sería esencial para la vida personal. En aquella ciudad yo era estudiante, y la verdad, no tenía un duro. Mis días pasaban entre la escuela, el gimnasio (el que me pude pagar) y mi conexión a internet. Fue una de las épocas mas inspiradoras de mi vida. Allí regresé a saber mas de ti, encontré de forma muy elaborada algunos viejos vídeos tuyos que a nadie importaban (hoy de culto). La presentación del Apple Machintoch en 1984, la presentación a la junta directiva de los planes de negocio de 1985. Alguna intervención fugaz en las televisiones locales de la época… No solo me cautivó tu carisma, si no la claridad con la que eras capaz de transmitir mensajes. Otro aspecto que me llamó la atención, fue tu eterna lucha. En aquel entonces era IBM, luego fue Microsoft, para acabar siendo Google. De todo esto, me quedé con una frase que resume toda esta lucha: “gracias a que ellos son como son, nosotros somos como somos, para que nosotros ganemos, ellos no tienen que perder”. Esta frase me ayudó mucho años mas tarde.

En Boston averigüé que ya no trabajabas en Apple, que te habían despedido de tu propia empresa un tipo que fue tu amigo y que tu contrataste. Allí no lo supe, pero con el tiempo averigüé que hay gente que se siente atraída por lo que haces, se acerca a ti como un amigo, y cuando puede trata de arrebatartelo todo. Quiere lo que tu eres sin ti. Eso, en mi pueblo se llama envidia. He vivido los frutos de la envidia. Gracias a tu experiencia, lo supere antes y mejor.

Muchos años después, yo trabajaba como ejecutivo para la empresa de mi padre. La publicidad es lo mío, desde niño me apasionó. La comunicación de lo que hagas es casi tan importante como lo que hagas. En esas fechas yo andaba perdido. No sabía si esto era lo que yo debería hacer. Me costaba mucho sentirme satisfecho… Lo que yo decía era fruto de las mofas y burlas de mis compañeros, me sentía incomprendido. Yo no quería hacer lo que el cliente decía, necesitaba ir mas alla, quería dar mas, y este “mas” era imposible de ofrecer sino éramos capaces de desarrollarlo por nuestra cuenta y enseñarselo al cliente (el cual por lo general, no sabe lo que quiere). Fue una etapa durisima. Casi lo dejo en varias ocasiones. En una de ellas, me quedé en casa unos días meditando sobre mi futuro. Allí me vi un programa de tv donde emitían los mejores anuncios del momento: el ganador del festival fue “think different”. ¿que decir?, fue verlo y regresar a la oficina a seguir trabajando en lo que yo creía..

Desde entonces, no dejo de buscarte en cada una de tus intervenciones publicas. No sabes lo que he aprendido de ti, Steve. Hoy en día son famosas tus presentaciones de productos, pero yo las veo puntualmente desde 1997 que regresaste a tu empresa Apple. Chico, lo has puesto todo patas arriba desde entonces… La música, los ordenadores, los teléfonos, el cine, la forma en la que nos comunicamos… En la que trabajamos. Todo.
Hoy tras leer mucho sobre ti (creo que todo lo que hay publicado) se que no es fruto de una inspiración, de un momento de gloria, si no de toda una vida dedicada a cambiar a mejor la vida de las personas… Que has cometido mas errores que aciertos, pero que siempre has aprendido mas de los primeros que de los segundos… Que lo tuyo no es un negocio, que nunca lo hiciste por dinero… Que es una pasión irrefrenable por la perfección, por el avance y la innovación. Steve eres grande.
Esta mañana viajo. Y lo primero que leo en twitter es la noticia de tu muerte. Reconozco que me ha afectado mucho. Cuanto has luchado y que poco nos has durado. Yo tenia la esperanza de que te recuperases, de volver a verte presentar “one moré thing” de flipar con tu simplicidad y alucinar con el fruto de tu trabajo. Ya no será.
Estoy muy triste, porque no solo se fue un genio de nuestro tiempo, para mi eres alguien cercano desde hace décadas, hablo de ti en casa desde entonces… Y ya no estas. Steve, no me conoces, pero hoy he perdido un amigo. Como tu dices, siempre hay que seguir hacia adelante, saber cual es el fruto de tus pasiones, creer en ellas y aprender de todo aquel que te pueda enseñar algo útil. Tu me has enseñado tanto…
A presentar en publico, a comunicar, a no rendirme, a mejorar cada día, a obviar lo complejo, a hacer que las cosas funcionen, a no conformarme con lo que hay, a luchar contra lo que existe, a juntarme con mis iguales, a mejorar… Gracias Steve, eres un buen amigo.
Ya todo será diferente, no se si mejor, pero desde luego ya no estarás y eso lo voy a lamentar. Tan solo decirte que seguiré repasando de manera obsesiva tu trabajo, tu biografía, tus entrevistas y tu manera de comunicar, para cada presentación, cada proyecto… Es un legado muy valioso. Gracias de nuevo.
Mientras escribo estas lineas desde un tren se me caen las lagrimas, escribo desde uno de tus iPad… Gracias.

…sin Steve, sigo…

Escrito por @ciberfefo

Publicitario, inconformista, bloguero, humanista, tecnócrata, creativo... Featuring the lastest digital ad campaigns, top new websites, interactive marketing ideas, virals, industry news, social media, insights, and other great global digital trends.

1 comentario

  1. Me has hecho llorar. Hoy estoy sensiblona.
    Ahora solo nos queda pensar en la suerte que tuvimos por su existencia, por su ejemplo y por sus ganas de vivir con mayúscula una vida que sabía limitada.
    Ayer precisamente tuve una intensa conversación sobre ésto con una persona joven deseosa de vivir, que lucha por vivir con una espada de Damocles sobre ella. Y hablábamos del regalo que es la vida, de que hay que aprovecharla siguiendo al corazón. Y hoy recupero lo que decía Steve. Lo que hizo con su regalo fue regalárnoslo al mundo.
    Y su inspiración seguirá haciendo regalos maravillosos. Con eso me quedo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s